Bares en Parques

Novedad

Serán 35 los parques públicos de la ciudad que tendrán bares

Se estrenarían dentro de un año en espacios verdes de más de cinco manzanas; deberán tener un diseño arquitectónico acorde con el paisaje de cada sitio, además de considerar la identidad del barrio
Por   | LA NACION

Dentro de un año, los porteños podrán sentarse y solicitar que les sirvan un café, un pancho o una fruta en grandes parques y plazas de la Capital . Luego de que la Legislatura aprobara, el jueves pasado, la norma que habilita el funcionamiento de locales gastronómicos en espacios verdes, el gobierno de la ciudad estima que autorizará su instalación en un grupo de 35 predios y que los servicios estarán en manos de comerciantes con antecedentes en el rubro.
Además, los bares o restaurantes tendrán un diseño acorde con el paisaje y la historia de cada parque en el que sean emplazados, para respetar la identidad barrial y reducir el impacto ambiental de los emprendimientos. Así lo adelantó a LA NACION el subsecretario de Uso del Espacio Público porteño, Patricio Di Stéfano.
El jueves pasado, legisladores de Pro y de UNEN convirtieron en ley un proyecto que había despertado una fuerte polémica, ya que muchos consideraban que significaba una privatización del espacio público. La norma autoriza al Poder Ejecutivo local a entregar permisos de uso precario por hasta cinco años para la apertura de locales gastronómicos en plazas y parques de más de 50.000 m².
Los bares o restaurantes podrán tener hasta 20 m² cubiertos, mientras que la superficie límite para el despliegue de mesas y sillas será de 30 m² cubiertos y 100 m² descubiertos. "Consideramos que es una superficie mínima en comparación con la superficie total del espacio verde. Incluso, más chica que la que deberán tener los baños, que abarcan 30 m2 para los sanitarios de adultos y 10 m2 para los exclusivos de niños", dijo Di Stéfano.
El gobierno porteño ahora deberá reglamentar la ley. Entonces se incorporarán ciertas especificaciones no alcanzadas por el texto sancionado. Di Stéfano mencionó, entre otras, el diseño de los puestos y detalles sobre cómo se concursarán los permisos.
Según el funcionario porteño, las características técnicas y constructivas de las instalaciones deberán respetar el espacio público y su historia. "No será lo mismo en un parque histórico que en uno moderno", recordó. La ley ya prevé, en su artículo 18, que en los espacios regidos por regímenes particulares las autoridades deberán asegurar el mantenimiento de los criterios establecidos en las normativas respectivas; por ejemplo, algún parque declarado área de protección histórica (APH).
La norma también prevé que en las superficies descubiertas donde se localicen las mesas y sillas o se realicen otras actividades que requieran la construcción de una base, el piso se materialice mediante alternativas que admitan la absorción de parte del agua de lluvia, como bloques articulados de hormigón para césped o decks de madera con junta abierta.
En cuanto a los requisitos que deberán cumplir los prestadores para poder obtener un permiso de explotación gastronómica, Di Stéfano anticipó que tendrán más puntaje quienes registren antecedentes en el rubro, de modo de poder garantizar un servicio de calidad.
Los tiempos de la reglamentación, la realización del concurso y la posterior ejecución de las obras demandarán aproximadamente un año, por lo que los núcleos de servicios sólo estarían inaugurados para el segundo semestre de 2015.
Si bien en la ciudad existen más de 60 espacios verdes con superficie mayor a 50.000 m², por el momento el gobierno porteño apunta a desembarcar con los emprendimientos en 35 espacios verdes. El listado incluye la plaza San Martín (Retiro), los parques Mujeres Argentinas y Micaela Bastidas (Puerto Madero), la plaza Rubén Darío y el parque Thays (Recoleta), el parque Pereyra (Barracas), el parque Quinquela Martín (La Boca), el Parque Patricios, la plaza Irlanda (Flores), los parques Rivadavia y Centenario (Caballito), el parque Chacabuco, un parque sin nombre en Villa Lugano, el parque Indoamericano (Villa Soldati), el parque Alberdi (Mataderos), el parque Avellaneda, los parques General Paz y Saavedra (Saavedra), el Parque de las Américas (Belgrano), el Parque de la Memoria (Núñez), el parque Las Heras (Palermo) y el parque Los Andes (Chacarita). No abarca a los polideportivos ni a espacios verdes con protecciones especiales, como la Reserva Ecológica y el Jardín Botánico.
Los locales tendrán prohibida la venta de bebidas alcohólicas y cigarrillos, la colocación de carteles y toldos en el espacio exterior y la construcción de instalaciones para cocción de alimentos mediante el uso de gas, leña o carbón. En cambio, se admitirá la venta de sándwiches, golosinas, productos de confitería u otros alimentos envueltos en papel impermeable, con la fecha de elaboración visible.

LA INICIATIVA, EN NÚMEROS

50.000 metros cuadrados
En los parques de mayor superficie que esa se podrán instalar bares
60 espacios verdes
Es la cantidad de parques que tiene la ciudad con una superficie superior a la que establece la nueva ley
35 parques
Es el número de predios públicos donde el gobierno planea instalar los bares
20 metros cuadrados
Es la superficie cubierta que tendrán los bares en los parques autorizados de la ciudad
3 baños
Los bares deberán tener baños para adultos y uno exclusivo para niños.